La Vida Consagrada es una llamada a hacer una entrega radical, total y gratuita de sí mismo a Cristo y seguir su ejemplo abrazando para toda la vida los consejos evangélicos: propiedad, castidad y obediencia para sacudir la el Reino de los Cielos.

Vida Consagrada
para mujeres

Vida Consagrada
para los hombres